Frédéric Bazille
La ambulancia improvisada

La ambulancia improvisada
Frédéric Bazille (1841-1870)
La ambulancia improvisada
1865
Óleo sobre lienzo
Anch. 47; Alt. 62 cm
© RMN-Grand Palais (Musée d'Orsay) / Hervé Lewandowski

L'ambulance improvisée [La ambulancia improvisada]


Este lienzo, que representa a Claude Monet encamado debido a una herida en la pierna, fue pintado durante el verano de 1865. Al comienzo de ese año, Bazille comparte su taller con Monet. Durante la primavera, éste último acude a Chailly, en el bosque de Fontainebleau, para realizar estudios al aire libre para su Almuerzo sobre la hierba. Pide instantáneamente a Bazille que se reúna con él para servir de modelo. Éste llega por fin durante el verano, poco antes que Monet, victima de un accidente, tuviera que suspender su trabajo.

Los personajes de los cuadros de Bazille están generalmente inmóviles, a menudo incluso un poco fijos. Su afán por un determinado estatismo parece perfectamente acorde con estas circunstancias particulares, en las que Monet se encuentra obligado a la inacción en su habitación de posada.
Acordándose que fue estudiante en medicina, es el propio Bazille que fabrica una instalación complicada para garantizar el bienestar de su amigo. Sirviendo visiblemente de contrapeso, un recipiente está colgado con dos cuerdas, mientras que mantas superpuestas sirven para sobrealzar la pierna herida.

Bazille, cuya obra se sitúa entre el realismo de Courbet y el impresionismo incipiente, informa del acontecimiento sin concesión. En el desorden de la cama, se distingue claramente la herida enrojecida en la tibia de Monet, mientras que su rostro comunica el agobio de estar inmovilizado de este modo. La intimidad de la escena demuestra los vínculos de amistad que unen a ambos hombres.


Aumentar la fuente Disminuir la fuente Enviar a un amigo Imprimir
Facebook
Google+DailymotionYouTubeTwitter