Antoine-Louis Barye
Napoleón I° de emperador romano

Napoleón I° de emperador romano
Antoine-Louis Barye (1795-1875)
Napoleón I° de emperador romano
Zwischen 1860 und 1865
Modelo original en yeso semi tamaño
Alt. 135; Anch. 118; P. 55 cm.
© RMN-Grand Palais (Musée d'Orsay) / Philippe Bernard

Napoléon Ier en empereur romain [Napoleón I° de emperador romano]


Barye había estudiado los animales en el Jardín de las Plantas y en el gabinete de anatomía comparada del Museo en compañía de Delacroix. Sus composiciones animales son siempre exageradas y dramáticas, pero el escultor no desatiende sin embargo el afán por una iconografía clásica y, como aquí en este modelo de yeso del Monumento a Napoleón I° para Ajaccio, realizado en 1865, da una permanencia clásica que estructura los tópicos y calma las pasiones.

Recurre, a la toga de la antigüedad y al tipo de la estatua ecuestre romana, para expresar la majestad imperial. La efigie de Barye, colocada en el monumento definitivo entre las estatuas en pié en tamaño natural de los cuatro hermanos de Bonaparte (por Millet, Thomas, Petit y Mallet), es obviamente impresionante. El emperador, la cabeza ceñida de laurel, lleva en la mano el globo del mundo; la obra fue realizada a una imponente escala, ya que la estatua ecuestre definitiva mide más de tres metros; el efecto de monumentalidad está todavía más marcado por una simplificación de las masas y una idealización del rostro.

Pese a estar considerado como demasiado romántico por las instituciones oficiales, Barye recibió encargos como el León para la Columna de Julio en París, y para el Louvre, además de un León sentado en 1846 y alegorías para los nuevos pabellones del Palacio. También para el Louvre, se le pidió otro Napoleón III° en emperador romano, jamás colocado.




Aumentar la fuente Disminuir la fuente Enviar a un amigo Imprimir
Facebook
Google+DailymotionYouTubeTwitter