Alexandre Falguière
Luchadores

Luchadores
Alexandre Falguière (1851-1900)
Luchadores
1875
Óleo sobre lienzo
Alt. 240; Anch. 191 cm.
© RMN-Grand Palais (Musée d'Orsay) / Hervé Lewandowski

Lutteurs [Luchadores]


A partir de los años 1870, Alexandre Falguière persigue simultáneamente una carrera de pintor y de escultor. Luchadores, su primera gran composición pictórica, llama la atención de los críticos y le otorga una medalla de segunda clase en el Salón de 1875. El tema de la lucha moderna, en boga en la época romántica, había tenido una renovación en los años 1850. Después de la guerra de 1870, la imagen del luchador toma otro significado: su valentía debe servir de ejemplo para educar el belicoso ardor de los jóvenes ciudadanos.

La obra divide la crítica de la época entre los que desprecian la "pintura de un escultor", y aquellos, más numerosos, que reconocen al autor el talento de un verdadero pintor. Los debates giran también entorno a la cuestión del realismo. Algunos comentadores, adeptos de la antigüedad, abuchean la trivialidad del tema, y tan solo ven en él simples luchadores de feria. Los defensores del realismo, sin embargo, se muestran entusiasmados por la modernidad del tema y la ausencia de idealización.

A partir de 1876, Falguière desatiende, no obstante, los temas modernos en su pintura, para ocuparse de los temas históricos, mitológicos, literarios o religiosos. Si damos crédito a una anécdota de Castagnary, el cuadro "tan solo era una respuesta a un reto lanzado por un pintor levemente engreído de sí mismo y de su talento". Falguière tal vez haya querido demostrar, con los Luchadores, que también era pintor.




Aumentar la fuente Disminuir la fuente Enviar a un amigo Imprimir
Facebook
Google+DailymotionYouTubeTwitter