Paul Cézanne
Manzanas y naranjas

Manzanas y naranjas
Paul Cézanne (1839-1906)
Manzanas y naranjas
Hacia 1899
Óleo sobre lienzo
Alt. 74; Anch. 93 cm.
© RMN-Grand Palais (Musée d'Orsay) / Hervé LewandowskiRMN (Musée d'Orsay) / Hervé Lewandowski

[Pommes et oranges] Manzanas y naranjas


Aunque Cézanne pintó naturalezas muertas desde el inicio de su carrera, este género sólo ocupa un lugar esencial en su obra a la madurez del artista, época a la que pertenece el cuadro Manzanas y naranjas.
Este forma parte de una serie de seis naturalezas muertas realizadas en 1899 en el taller parisiense de Cézanne. En efecto, de un cuadro a otro se encuentran los mismos accesorios: vajilla de loza y jarra con decoración floral. El principio de composición es también similar, con una colgadura que cierra la perspectiva, y evoca las naturalezas muertas flamencas del siglo XVII. Sin embargo, el efecto dinámico creado por una construcción espacial compleja y una percepción de los objetos subjetivos subrayan el enfoque antes que nada pictórico de Cézanne.
Por su lenguaje plástico de gran rigor, Cézanne renueva a fondo un género tradicional de la pintura francesa desde Chardin. La modernidad y la suntuosidad de Manzanas y naranjas la convierten en la más importante naturaleza muerta del artista a fines de la década de 1890.




Aumentar la fuente Disminuir la fuente Enviar a un amigo Imprimir
Facebook
Google+DailymotionYouTubeTwitter