Musée d'Orsay: Restauración de Mujeres galas de Glaize

Restauración de Mujeres galas de Glaize

Para celebrar su trigésimo aniversario, el museo de Orsay emprende la restauración de diversas obras de sus colecciones que no hallaron su espacio en las salas del museo cuando abrió, en 1986. Estas restauraciones se realizan en el marco de su política de conservación preventiva de las obras, una de las misiones fundamentales del museo.
Este es el caso, en particular, de algunos cuadros académicos de grandes y medianos formatos que el público podrá descubrir de nuevo durante su restauración, o cuando integren las salas renovadas, en 2018.

Restauración de las "Mujeres galas" (1851) de Auguste Glaize


Las mujeres galas; episodio de la invasión romana fue mostrado en el Salón de 1852 donde el cuadro fue presentado en altura, como una pintura de iglesia.
Comprado por el Estado bajo la forma de un encargo, el 4 de enero de 1853, por el importe de 6.000 francos, fue enseguida enviado en depósito al museo del Ayuntamiento de Autun.
El museo de Orsay lo recuperó en 1982 pero, debido a su mal estado de conservación – el lienzo se había quedado enrollado en el desván del museo de Autun - no se pudo colgar en las salas.
Ver el comentario de la obra.

La restauración emprendida en 2016 constituye un rescate patrimonial que permite descubrir un cuadro desconocido y sin embargo emblemático del interés de Napoleón III por la historia de los orígenes nacionales.

 

Auguste GlaizeLas mujeres galas: episodio de la invasión romana© Musée d'Orsay, Dist. RMN-Grand Palais / Patrice Schmidt

La importancia de la restauración

Este lienzo excepcional era casi ilegible porque sus colores de origen han desaparecido debajo de los espesores de capas de barniz del siglo XIX. Al envejecer, los barnices se han amarillentado o se han vuelto opacos (moho), lo que le proporciona este aspecto poco atractivo al cuadro, tal y como lo vemos en la fotografía en la actualidad, todos los colores se mezclan en un fundido sepia, pardo y amarillento.

Auguste Glaize Las mujeres galas (versión preparatoria)© DR
Pero por contraste, la restauración propuesta será particularmente espectacular, ya que revelará cada color con todo su brillo: los personajes, sus expresiones, los drapeados, las carnes, los blancos, el cielo o el paisaje de Gergovia y la escena de batalla en el fondo del lienzo van a volver a aparecer en plena luz.

Una pequeña versión preparatoria, conservada en el museo de Autun, permite proyectarse e imaginar los colores en cinemascope reales del lienzo, tras la restauración.

Las etapas de la restauración

Se trata de una restauración a la vez del soporte de la obra, de su capa pictórica y de la adquisición de un marco adaptado.

- puesta en orden estructural del cuadro, con reparación de las deformaciones y desgarros.
El tratamiento de los desgarros requiere desmontar el lienzo y volver a tensarlo encima del chasis.

- restauración fundamental de la capa pictórica del cuadro

- fabricación de un nuevo marco con moldura perfilada en tulipanero de Virginia o Ayous preparado y laqueado en negro "sepia".

La presentación (tras la restauración) de este cuadro espectacular en la sala dedicada a los grandes formatos permitirá reforzar la visibilidad de las obras pintadas alrededor de 1850. Ilustrará el vigor de la pintura de historia, en particular su instrumentalización, con el objetivo de identidad nacional.

 

Esta iniciativa se beneficia del apoyo del Crédit Agricole Ile de France Mecenazgo, Gran Mecenas del museo de Orsay.

Recinto acristalado realizado con el generoso apoyo de:

Aumentar la fuente Disminuir la fuente Enviar a un amigo Imprimir

Facebook
TwitterInstagramYouTube